Google+ Followers

lunes, 20 de abril de 2015

Así limpia Rusia sus portaaviones: con un motor de avión y un tractor

Tyler Rogoway y Manuel Ángel Méndez
Archivar en: AVIACIÓN



En aviación hay un término con el que no se bromea: FOD, o foreign object debris. Se emplea en otros campos pero sobre todo en aviación para designar un objeto que no forma parte de un avión pero que puede causarle un grave daño: una pieza suelta en una pista, un pájaro... Esta es la genialidad rusa para lidiar con el problema.

Ha pasado apenas un siglo desde que el primer avión consiguiese volar y una cantidad increíble de…Seguir leyendo

La solución que utilizan en Rusia (una de ellas) a bordo de los portaaviones es nada menos que acoplar un viejo motor de un caza MiG-15 a un tractor para generar una especie de potentísimo ventilador que expulsa al instante cualquier objeto extraño que pueda haber en la cubierta. Tal vez parezca una idea absurda pero no lo es. Cualquier objeto, por pequeño que sea, como un tornillo, puede causar un grave accidente en el momento clave de despegue o aterrizaje de un caza. La foto, publicada en Twitter por russiannavyblog, es de hecho una pequeña muestra de la genialidad rusa en ingeniería.


http://es.gizmodo.com/

Conozca al detalle cómo es un F-18, el caza que vigila los cielos de España las 24 horas



Un piloto del Ala 12 de Torrejón muestra todos los sistemas de navegación, armamentos y aviónica del aparato



El caza llegó a España a finales de los años 80 y en 2005 fue remodelado. El sistema da información del vuelo y sobre el posicionamiento del enemigo. El asiento es un kit se supervivencia para situaciones extremas.






https://www.youtube.com/watch?v=Kj5W1qvU1u8

El esperpéntico robo de medio millón de euros en baterías de submarinos militares


Los equipos, que pertenecían a la empresa pública Navantia, estaban almacenados en El Burgo de Ebro

Setenta baterías de 600 kilos cada una de ellas, fabricadas en plomo y cobre, valoradas en 469.000 euros y destinadas a equipar submarinos militares fabricados por la empresa pública española Navantia, han sido robadas en Zaragoza y parcialmente recuperadas por la Guardia Civil. Parcialmente, porque cuando han dado con el destino final de estos equipos todos ellos —salvo nueve de las 70 baterías— ya estaban en industrias especializadas en desmontar y reciclar este tipo de artilugios para recuperar el metal.

El robo fue denunciado en los últimos meses por el propietario de la nave en la que las 70 baterías de submarino se encontraban almacenadas desde hacía tiempo. Fabricadas en Zaragoza por contrato con Navantia, esta empresa pública las dejó en esa nave de El Burgo de Ebro (Zaragoza) a la espera de poder aprovecharlas.

Están relacionadas con la fabricación del nuevo modelo de submarino S-80 que Navantia lleva tiempo tratando de sacar adelante y cuyo diseño ha tenido que reajustar, tras detectar problemas de viabilidad en los prototipos.

El robo se produjo, como mínimo, hace más de mes y medio. La Guardia Civil ha podido constatar finalmente que los ladrones vendieron una primera remesa de esas baterías entre los días 7 y 9 del pasado mes de marzo. Se deshicieron de una pequeña parte de esas baterías de submarino por 2.000 euros, pese a que el valor de mercado de cada una de ellas es de 6.700 euros.

La empresa zaragozana que se las compró, dedicada al reciclaje de metales, las revendió rápidamente por 4.500 euros a otra compañía de Bilbao, una de las tres únicas industrias que tienen capacidad en España para reciclar baterías de tal envergadura.

El resto de las baterías de submarino que habían sido robadas fueron compradas por otra empresa de reciclaje de metales de Zaragoza situada en el polígono industrial Cogullada. Ésta compró a los ladrones 47 baterías por 12.000 euros y las revendió aceleradamente a otras empresas especializadas, una situada en Soria y otra en Pina de Ebro (Zaragoza).

Por estos hechos han acabado detenidos los dos presuntos autores del robo, dos españoles, vecinos de Zaragoza, de 28 y 49 años. Por un delito de recpetación también han sido arrestados  quienes les compraron ese material para revenderlo. Se trata de tres vecinos de Zaragoza, dos españoles y otro de nacionalidad china, de edades comprendidas entre los 52 y los 64 años.

El caso fue resuelto por la Guardia Civil porque el camión en el que los presuntos ladrones trasladaban varias de esas baterías se les quedó atascado en un camino próximo al polígono industrial zaragozano «Marqués de Arlanza». Al acudir agentes de la Benemérita sospecharon que la carga —nueve grandes baterías— era de procedencia ilícita. Detuvieron a los dos hombres que estaban junto al camión —a los que se acusa de haber cometido el robo de las baterías— y empezaron con las investigaciones para dar con el destino final de esos equipos.


http://www.abc.es/

El Pentágono ha quedado sorprendido del aumento de las capacidades militares de Rusia y China


RIA Novosti / Saíd Tsarnáev

El Pentágono se ha engañado en sus cálculos de las capacidades de defensa de Rusia y China, ha admitido el subsecretario de Defensa de EE.UU., Robert Work. El alto cargo ha añadido que EE.UU. no quiere combatir con Moscú y Pekín.
Mientras Washington estaba ocupado con sus guerras locales, Moscú y Pekín se dedicaron a incrementar sus capacidades militares, que resultaron más significativas de lo que preveían los estrategas estadounidenses, ha declarado el subsecretario de Defensa de EE.UU., Robert Work. "Durante más de 13 años de guerras de EE.UU. en Irak y Afganistán, el potencial militar de Rusia y China ha aumentado a un ritmo más rápido de lo que esperábamos", cita a Work el sitio web oficial del Pentágono.
"Estamos tratando de que Rusia y China sean nuestros socios en el marco del orden internacional mundial [...] No queremos una guerra con estos países", ha admitido el subsecretario de Defensa estadounidense. Al mismo tiempo, Work ha precisado que los problemas clave a los que actualmente se está enfrentando el Pentágono es averiguar cuáles son los objetivos de Moscú y Pekín, qué puede detenerlos y cómo evitar una posible crisis.

http://actualidad.rt.com/

F-22 Raptor: ¿Se vislumbra el fin de estos cazas de quinta generación?

Reuters / John Kuntz


El programa de producción del avión F-22 fue un enorme éxito para Lockheed Martin. Al convencer al Estado Mayor de EE.UU. de la necesidad del proyecto, Lockheed mató dos pájaros de un tiro: se hizo con un lucrativo contrato con el Gobierno y se aseguró beneficios durante varios años. Pero fracasó en el objetivo de proporcionar a su país un cazabombardero eficaz.


La razón que subyacía a la creación de un avión de quinta generación en EE.UU. era sencilla: había que superar a la URSS en algo. El Raptor cuenta con capacidad para realizar vuelos a velocidad supersónica sin utilizar cámara de postcombustión, sigilo y elevadas características de vuelo (por ejemplo, la velocidad de subida o alcance), según se afirma en un extenso comentario analítico del portal Voyénnaya Polítika.

Pese a las avanzadas características del Raptor, surge inmediatamente la pregunta: ¿Cuál es la razón para que existan dichas aeronaves si no pueden usar plenamente la amplia gama de armas aéreas existentes? Su modesto 'kit' de armas de ataque a tierra (en su baquilla interior) está formado únicamente por dos bombas GBU-32 de 450 kilogramos u ocho bombas GBU-39 de 113 kilos cada.

Debido a su tecnología 'stealth' ('sigilo', en español), los Raptor fueron privados de una carga de bombas más fuerte, lo que les imposibilita portar misiles aire-aire. Es cierto que estos misiles podrían anclarse en el exterior de la aeronave, pero en este caso este avión de combate caza de quinta generación pasaría a ser de generación 4++: o lo que es lo mismo, visible a radares enemigos.
Becerro de Oro


Sin embargo, la imposibilidad de hacer uso pleno de los Raptor en las realidades bélicas de nuestros días se hace patente cuando una comisión especial del Senado de EE.UU. comenzó a analizar contra qué objetivos puede ser utilizado el F-22.

"Pese a sus cualidades únicas, los F-22 no se pueden utilizar en la guerra moderna". Es la conclusión del Senado estadounidense. Según un mensaje de Harold Simmons, uno de los principales donantes del Partido Republicano, a la comisión. "Les pido que expliquen cómo es posible que un avión en el que se gastaron 80.000 millones de dólares sea incapaz de realizar sus tareas".

Tras la fabricación en serie de los F-35, que tiene un costo equiparable al del programa lunar de EE.UU., comenzaron a trascender todo tipo de detalles desagradables sobre los F-22. En particular, según una de las filtraciones de WikiLeaks en marzo de 2015, el porcentaje de fallos de los motores durante los vuelos de entrenamiento en el cielo estadounidense llegó al 40%, y el nivel general de la formación psicológica de sus pilotos resultó realmente aterrador: tres de cada diez pilotos presentaban muestras de dependencia de fármacos grave.

¿Raptor a la chatarra?

Los expertos federales que inspeccionaron una base aérea estadounidense en Hawái llegaron a una desagradable conclusión: "Los Raptor pueden cumplir eficazmente sus misiones durante otros dos o tres años". Los aviones F-22 que despegaron en condiciones de alerta desde la base aérea de Hickam mostraron tres veces más errores de sus sistemas informáticos que en los vuelos regulares.

Después de una serie de pruebas de Lockheed, los expertos concluyeron que, a pesar de la operación a largo plazo, el F-22 realmente necesita una actualización... y pidieron para ello otros 15.000 millones de dólares.

Afortunadamente, dentro de las fuerzas armadas de Estados Unidos existen personas sensatas; una de ellas es la comandante de la Fuerza Aérea Deborah Lee James, quien dijo lo siguiente en una audiencia en el Senado: "Si la compañía Lockheed no ofrece a la Fuerza Aérea una variante satisfactoria de la actualización del caza antes de 2016, en 2018 nos veremos obligados a tomar la decisión de retirar estos aviones del uso en misiones de combate, patrullas y cualquier otro uso militar, debido a su ineficiencia".



http://actualidad.rt.com/actualidad/

Brasil anuncia que ha comenzado a pagar las deudas contraídas con Embraer por el desarrollo del KC-390 y que hasta finales de año no habrá novedad en el programa PROSUPER, en el que entre otras puja Navantia

Correo electrónicoImprimir






(defensa.com) Jaques Wagner, ministro de Defensa brasileño, confirmó que el gobierno transfirió durante la última semana 40 millones de euros (120 millones de reales) a Embraer como parte del pago de las deudas relacionadas con el diseño del avión KC-390, deuda que el propio ministro cifró en 600 o 700 millones de reales (unos 216 millones de euros). El ministro y ex gobernador de Bahía también manifestó que el vuelo inaugural oficial del nuevo modelo está previsto para el próximo mes de junio, tras el “vuelo experimental” que tuvo lugar en febrero del primer prototipo. En marzo, con la liberación del balance del año 2014, el fabricante de la aeronave informó que uno de los elementos que habían afectado negativamente el resultado de la compañía se vinculaba a cobros oficiales pendientes de ejecución. La mayor parte de esta cantidad se relacionó con incumplimientos del gobierno federal en las entregas para el desarrollo del KC-390. "Estoy trabajando para que podamos reducir la brecha y sigamos pagando", dijo Wagner.





Debido al ajuste fiscal en curso en el ámbito federal, Wagner se negó a dar una estimación de cuándo se pagará la deuda restante. "Es algo que no está del todo en mi mano, porque depende del resto de la Administración”, aseguró. El gobierno ha ordenado hasta 30 aeronaves del modelo, con entrega a partir de 2016. Wagner defendió el ajuste fiscal y reconoció que los recortes tendrán un impacto en el presupuesto de defensa. Así, respecto del programa PROSUPER (Programa de Obtención de Medios de Superficie para la Marina de Brasil, en el que puja Navantia) afirmó que no habrá notificación ninguna hasta finales de ese año. Textualmente, afirmó al respecto que “a licitação do PROSUPER ainda não foi encerrada. Ela foi temporariamente paralisada justamente em função do ajuste fiscal. Está ‘hibernando’, como me diz o Comandante da Marinha…” (La licitación del PROSUPER aún no ha concluido, ha sido paralizada temporalmente en función del ajuste fiscal. Está “hibernando”, como me dice el Comandante de la Marina”). (Javier Bonilla)

Tensión entre Rusia e Israel por el suministro del sistema antiaéreo S-300 a Irán




(defensa.com) Después de que Vladimir Putin diera la semana pasada el visto bueno al suministro del sistema antiaéreo S-300 a Irán no han tardado en producirse las reacciones de Israel. Como comentamos anteriormente, Israel ha criticado con dureza la entrega de este sistema de defensa aérea a Irán por parte de Rusia, con quién mantenía buenas relaciones estos últimos años. Hasta tal punto causó malestar la decisión rusa que medios israelíes han informado de la posibilidad de que Israel suministrara material militar a Ucrania como respuesta.



Aunque esta posibilidad no ha sido anunciada oficialmente por Israel, el presidente ruso Vladimir Putin advirtió este sábado de este posible suministro de Israel a Ucrania. Calificó esta idea de contraproducente si se trata de armamento letal ya que considera que no tendrá otro efecto que aumentar el nivel del enfrentamiento y el número de víctimas para llevar al mismo resultado. Aprovechó además a recordar que el S-300 es un sistema de defensa por lo que Israel no debe considerar su capacidad defensiva erosionada con la llegada de este a Irán.

Israel y Rusia mantenían buenas relaciones en los últimos años de tal manera que Israel había decidido no vender material militar ni a Ucrania ni a Georgia y Rusia había cancelado la venta del mismo S-300 a un país árabe, supuestamente Siria, aunque en 2005 si accedió a vender el Tor M-1, otro medio antiaéreo misilístico a Irán, lo que no sentó bien en Israel. 
El Primer Ministro israelí Benjamin Netanyahu llamó por teléfono a Vladimir Putin el pasado día 14 para expresarle la grave preocupación que suponía para Israel la venta de este sistema antiaéreo, ya que considera que el suministro de este material sensible servirá para envalentonar a Irán y desestabilizar aún más Oriente Medio. Netanyahu recordó a Putin que hay ciertas “líneas rojas” que no podría permitir como son la llegada de armamento ruso a Hezbollah a través de Irán o Siria.

El último episodio de esta tensión se ha producido este domingo cuando diarios israelíes recogían declaraciones de oficiales del Ministerio de Defensa israelí en las que reconocían que podrían atacar medios militares de fabricación rusa para evitar que llegaran a Hezbollah a través de Irán o Siria. Además se afirmaba que Israel está monitorizando el movimiento de material ruso en la zona, incluyendo misiles antiaéreos SA-22 de corto alcance y SA-17 de medio alcance que a través de Siria Irán podría hacer llegar a sus aliados en Líbano.

Recordemos que la principal preocupación de Israel en relación al S-300 es que Israel mantiene hace años la baza de emprender acciones militares unilaterales contra Irán si considera que el programa nuclear de este supone una amenaza. La presencia del S-300 protegiendo las principales instalaciones nucleares iraníes pondría en riesgo el éxito de esta operación. Además Israel ha advertido en repetidas ocasiones que no permitirá que equipo militar avanzado o armamento químico pueda llegar a manos de grupos como Hezbollah o cualquier otro que opere en el conflicto sirio y que suponga una amenaza para Israel. (J.N.G.)

Fotografías:
·El conjunto de elementos S-300 PMU2.
·El radar 64N6E2 del sistema S-300 PMU2.